La migración no se detendrá sólo con controles fronterizos: Ludger Pries

Beatriz EspinozaNingún estado o nación va a ser capaz de controlar la migración, pues los pueblos están desafiados y los gobiernos tienen que replantear sus políticas en el sentido de pensar que siempre hay algo que hacer para que la desigualdad en el mundo se relativice y no haya presión para los que tienen que emigrar, aseguró Ludger Pries. El profesor emérito de la Ruhr, Universität Bochum de Alemania ofreció una conferencia en el Ciclo de Conversatorios Interdisciplinares 2021-02 del Posgrado Integral en Ciencias Sociales, perteneciente a la División de Ciencias Sociales de esta casa de estudios. Durante aproximadamente dos horas, Ludger Pries platicó con más de 80 participantes sobre el tema “Entre nacionalismo y globalismo metodológicos en las Ciencias Sociales: el enfoque de estudios trasnacionales como alternativa”. Bajo ese título, el conferencista enumeró algunos datos sobre la metodología de estudio de las migraciones de acuerdo con diversas clasificaciones por su origen y por su forma de manifestarse y dijo que cuando hay controles en las fronteras surgen más problemas y la situación se pone difícil para los pueblos. “Los pueblos realmente están desafiados por las condiciones existentes”, aseveró y dijo que, por eso, los gobiernos deben replantear sus políticas y trabajar porque la desigualdad en el mundo se relativice y baje la presión social que empuja a miles a emigrar. En el contexto de su disertación, Ludger Pries dijo que la migración es un fenómeno existente casi igual que la misma humanidad y advirtió que en la actualidad, y en los próximos 50 años, va a haber millones de desplazados forzados por problemas sociales y económicos derivados del cambio climático. Habló de diversos enfoques metodológicos para el estudio de estas movilizaciones en el mundo, y enumeró aquellas que contemplan un cosmopolitismo como enfoque de las variaciones de la modernidad y su interdependencia globales para consideraciones teóricas y estudios empíricos. Señaló que el nacionalismo metodológico, como el globalismo metodológico, tiene fuertes limitaciones y por ello, habría que aplicar el sistema del trasnacionalismo metodológico que es la idea de analizar los mecanismos multidimensionales a los niveles local, binacional, supranacional, global y local trasnacional. Señaló que este tipo de estudios y metodologías aplican bajo los conceptos de espacio espacial y social, ubicando los fenómenos en la internacionalización, la supra nacionalización, globalización y renacionalización, siendo ésta última la de mayor tendencia. Precisó que hay otros tres conceptos que están relacionados y son la glocalización, lo global y lo local y están relacionados a los conceptos de espacio para analizar los espacios sociales trasnacionales. “Hay muchos estudios bien hechos donde se aplican estos métodos”, añadió. Para los estudios de migración, dijo, hay que redefinir los conceptos basados en los relacionados con el espacio social, espacio territorial, espacio sustancial y espacio relacional. Explicó que el concepto de migración prevaleciente hasta los años 80 en Estados Unidos era que la migración era algo definitivo que llegan a un crisol, donde se homogenizaban con las etnias y otras culturas para formar una cultura mixta, una cultura híbrida con la fusión de grupos socioculturales diferentes ubicados en un solo punto geográfico. Un segundo concepto que inició en la misma época en la unión americana, fue el que los grupos étnicos de otras latitudes no se fusionan, no se disuelven como fueron y han sido los chinos en Estados Unidos y que ocurre igual en Alemania y Gran Bretaña. “Estos grupos siguen agrupados con sus costumbres y culturas”, afirmó y dijo que esto es la coexistencia de varios grupos culturales en un mismo lugar, junto con un tercer concepto que es el que se practicaba en Alemania cuando las migraciones eran de visita, limitadas o de retorno. “El modelo más importante y radical es el transnacional de migración, donde hay que ver a las migraciones como una forma de vivir, como una estrategia de vida y de trabajo en espacios sociales. El espacio trasnacional nos ayuda a estudiar la dinámica real que tenemos en migraciones”, asentó. Ludger Pries consideró que si realmente tomamos esta multiplicidad de espacios sociales y espacios territoriales hay que hablar de movilidades múltiples como son las dinámicas de migración laboral y de refugiados que casa vez son más trasnacionales con poca capacidad de control. Añadió que los motivos de migración internacional son múltiples y mezclados, y buscan trabajo e ingresos para familias y hogares, se desarrolla en redes sociales de familias y comunidades, y los migrantes juegan un papel central en la creación de redes de pensamiento y de acción colectivo transnacional que empuja al cambio social.